castellano english
Facebook Facebook
Turismo Responsable
Menu

Viajar en Coche

Viajar en Coche

INFORMACIÓN Y CONSEJOS PARA VIAJAR CON TU ANIMAL DE COMPAÑIA  EN COCHE

Algunos consejos antes del viaje

Si es la primera vez que tu animal doméstico va a viajar en coche, lo mejor es acostumbrarle (si ya no lo está) unos días antes. Así que antes del viaje, empieza a recorrer con él breves distancias en coche e intenta llevarle siempre a sitios agradables (como a un parque!) para que asocie el coche con recuerdos positivos. Ten en cuenta que muchos de los trastornos que sufren los animales al viajar en coche están asociados con el lugar de destino. Si tu animal doméstico solo sube al coche para ir al veterinario, a la peluquería (vamos, a sitios que no le gustan) es normal que acabe “cogiéndole manía” al coche. Así que es muy importante ir juntos a destinos de su agrado!

Antes de salir llévalo de paseo para que camine y descargue energía. Durante el camino, haz varias paradas para que pueda hacer sus necesidades, beber y realizar ejercicio.

El interior del coche debe de estar bien ventilado durante el viaje, pero siempre hay que asegurarse que el animal no saque la cabeza por la ventanilla, ya que esto podría producirle problemas oculares o auditivos, o incluso, en caso de frenazo, podría golpearse contra el borde de la ventanilla.

Suelto o en la jaula

Tu animal doméstico no debe de ir suelto en el coche, ni sobre tus brazos, ya que esto podría ser la causa de un accidente. Lo ideal, si el modelo de tu coche lo permite, es que el animal viaje en el maletero, colocando antes una red o una verja para que no pueda pasar a la parte delantera del coche.

Existen una gran variedad de estos separadores que podrás adquirir en una tienda de animales. Otra opción es que el animal viaje en el interior de un trasportín, o de una jaula (para los perros más grandes) adecuado/a para su tamaño.

Otra opción es el arnés de seguridad para perros. Se engancha al cinturón de seguridad del asiento trasero, el animal viaja sentado o tumbado sobre el asiento de atrás y ocupa el lugar de una persona. Este sistema es el más económico y tiene la misma función del cinturón para las personas

Encontrarás mucha información en la web Su Seguridad, Parte de Ti del Real Automobil Club de España y Royal Canin. 

Vacunas, sedantes y primeros auxilios

Dependiendo de tu país de destino se te puede exigir que tu animal esté vacunado de unas afecciones u otras, infórmate antes de viajar.

En España existe únicamente la obligación civil de vacunar a tu macota contra la rabia, las demás vacunas son solo aconsejables. Pero para efectuar la vacunación solo puede efectuarse en aquellos animales que han sido previamente identificados con microchips o tatuaje.

Verifica llevar la cartilla de vacunación y un certificado sanitario de viaje expedido por tu veterinario de confianza. Piensa en sedantes, anti vómitos y un kit de primeros auxilios para emergencias. Lleva también una foto actualizada de tu animal doméstico en caso de que se perdiera.

El animal no debe tomar ningún alimento al menos 5 horas antes del viaje.

Si tu animal doméstico se marea puedes pedir a tu veterinario que te recete algún tranquilizante para el viaje.
Antes de emprender el viaje es aconsejable que te informes y apuntes los teléfonos y dirección de las clínicas veterinarias más cercanas al lugar de destino. En caso de emergencia, te será más fácil encontrar un centro veterinario.

Los peligros del verano

La mayoría de las personas se van de vacaciones en verano. Y cuanto más nos acerquemos a estos meses, más la temperatura se eleva… llegando a picos de 40 grados en diferentes destinos dentro y fuera de España.
Frente a este panorama es muy importante prevenir a nuestras animales domésticos de posibles desequilibrios térmicos. Será nuestra responsabilidad protegerle del sol y suministrarle el agua suficiente para que se encuentre bien hidratado.

La temperatura corporal normal de un perro es de aprox. 39ºC y para los que carecen de pelo es de 40ºC.
Regulan su temperatura mediante el jadeo, expulsando el calor hacia fuera mediante la evaporación de la saliva. Este procedimiento puede ser realizado en actitud de reposo y no requiere el más mínimo movimiento. Si el jadeo no le es suficiente para realizar una correcta ventilación, su temperatura se elevará de unos 3 ºC y nuestro animal se encontrará en una situación de peligro para su salud. Con esta subida de temperatura su jadeo no será suficiente para bajar la temperatura. Al mismo tiempo, necesitará más oxigeno para moverse y su temperatura seguirá subiendo. Este proceso podría llevarle a sufrir trastornos orgánicos muy graves e incluso a la muerte.

Por este motivo, dejar a tu macota en el coche… nunca es una buena opción! Un vehículo a la sombra en un día extremadamente caluroso es como un horno a temperatura máxima… y que decir si se encuentra bajo el sol??!!

Los animales a punto de sufrir un golpe de calor mostrarán los siguientes síntomas: están agitados, con respiración rápida, la boca y el hocico secos, las mucosas enrojecidas o grisáceas, frecuencia cardiaca acelerada, movimientos lentos y atontados.  Si tu animal se encuentra en esta situación, lo primero que tienes que hacer es llevarle a un lugar lo más fresco posible y darle rápidamente de beber.

Para que la temperatura baje, también tendrás que mojarle la cabeza y la zona de las orejas con agua fresca (pero no helada). Una vez esté estable, habrá que trasladarle al veterinario para que este nos indique su estado de salud y el mejor tratamiento posible.
 

↑ Subir

Turismo Responsable - Fundación Faada

Inscrita en el Registro de Fundaciones del Ministerio de Medio Ambiente y Medio rural y marino con el número 1/2004.
La Fundación FAADA, para el Asesoramiento y Acción en Defensa de los Animales es una entidad sin ánimo de lucro para la protección de los animales.

Telf. 93 463 96 70 - turismo@faada.org
Turismo Responsable en Facebook El Canal de FAADA en Youtube FAADA en Twitter FAADA en Flickr